miércoles, 15 de abril de 2009

ya en campaña


Ayer en la charla hablaban de ciertas concepciones machistas en la sociedad y salió el hecho de que no existe un equivalente a la palabra "misógino". Como si fuese aceptado, lingüísticamente hablando, que haya hombres que odien a las mujeres pero no a la inversa. De alguna manera, pareciera estar implícito que debiéramos quererlos siempre, lo cual, claramente, no es cierto.

7 comentarios:

Anónimo dijo...

se me ocurre "machógino"

Anónimo dijo...

bueno, una palabra que, en realidad no dice demasiado.
Pero me parece que "oponerse" con el mismo argumento tampoco dice demasiado.

saludos

Lau dijo...

Conceptualmente, esa idea de oposición genérica no es muy productiva, pero en la práctica ocurre. Lo que pasa es que, sin una palabra precisa, se corre el riesgo que se use cualquiera. En general, si una mujer habla mal de los hombres, se le dice "feminista".

paula.p dijo...

misántropo?

leo dijo...

No pude ir, una lastima.
Un funcionario a veces no controla su agenda.

paula dijo...

Lo que pasa es que se inventó la palabra `misoginia´ para conceptualizar una práctica sistemática de odio y opresión de las mujeres.
Y no fue necesario inventar el concepto inverso pues simplemente porque no existe un odio sistemático hacia los varones, ni una estructura social que los oprima. ¿se entiende? no todo es reversible!
Pensar que el feminismo es lo opuesto del machismo es ignorar lo esencial de ambos fenómenos...
bye bye

Cristian Vazquez dijo...

Coincido con los comentarios. Permítaseme agregar que hay una palabra, poco común: misandria, antónimo de misoginia. No sé cuál será el adjetivo correspondiente para quienes padecen (o profesan) esta característica. Lo explican acá: http://es.wikipedia.org/wiki/Misandria